¡Conoce a los sinaloenses que la están rompiendo en el mundo!

Arte y CulturaHistorias

¿Por qué conformarnos con un promedio? Reflexión en Contadores de Historias

Manuel Santos de Anda Contadores de historias
Basta de mirar nuestras debilidades, necesitamos potenciar nuestras fortalezas.

En muchas ocasiones en nuestra vida aceptamos un desempeño promedio de las personas que colaboran con nosotros, incluso en nuestra persona y nos lleva a la pregunta: ¿Por qué conformarnos con un promedio? Seguramente te lo has preguntado en alguna ocasión.

Me imagino que formas parte de las personas que desean en verdad un cambio en tu vida, en tus actividades. Te invito a que me des un poco de tu tiempo para que juntos nos formulemos unas preguntas las cuales nos ayudarán a iniciar un camino de transformación.

Aún recuerdo mis tiempos de estudiante, en el cual mis maestros me decían: “Las debilidades son un área de oportunidad” desafortunadamente es un paradigma que aún persiste, este paradigma que hace eco en muchas personas y que lo siguen considerando como una falsa área de oportunidad.

Marcus Buckingham(1) nos plantea el siguiente caso. La Organización Gallup efectuó la siguiente encuesta, en la cual se plantea que tu hijo llega con la boleta de calificaciones y es la siguiente: Literatura A, Estudios Sociales A, Biología B y Álgebra F, la pregunta que plantean es ¿En qué materia centrarían más su atención y efectuarías la mayor inversión de tiempo?.

El 77% de los encuestados respondieron que en la materia que se obtuvo una F. El punto es que no debemos hacer caso omiso a la calificación con una F, no podemos ignorar nuestras debilidades, sin embargo, no debe convertirse en nuestro eje.

Es importante que si en verdad deseamos crecer debemos centrarnos en las áreas que conocemos y se nos dan de forma natural (talento) las debilidades nos puedan dar un aprendizaje, mismo que podemos aprovechar sin sacrificar el tiempo de nuestras fortalezas.

Estoy convencido que si has continuado leyendo este artículo eres el tipo de persona que desea dejar una marca única y personal en el mundo, sin embargo, en ocasiones perdemos ese panorama, esa visión la cual se traduciría en una bella y profunda huella.

Para poder lograrlo necesitamos potenciar nuestras fortalezas, si nos detenemos y descubrimos qué es lo que nos detiene, la respuesta no la vas a encontrar en tu jefe, tipo de empresa, condiciones de mercado, lo que en verdad está impidiendo este gran cambio se debe en gran medida que estamos “jugando” fuera de nuestras fortalezas.

Ello se resume en que estamos estancados en nuestras creencias, nos sentimos limitados por esos que podemos denominar “mitos”, los cuales los aceptamos como un hecho o verdad de nuestra vida. En el instante en que remplazamos esos mitos volvemos a tomar control de nuestra vida.

Algunas de las creencias que experimentamos es que en la medida que vamos creciendo necesitamos más experiencia, dejando de lado el descubrimiento que es algo fascinante en nuestra vida.

Ahora me imagino que te estarás preguntando: ¿Cómo puedo elevar mi desempeño?.

Portada_porque conformarnos-02

Lo primero que debemos hacer es preguntarnos y descubrir ¿Cuáles son mis talentos?. Estos son aquellos atributos innatos que no son desarrollables con el tiempo. Vaya que lo sé ya que en lo personal me habría encantado ser cantante y te aseguro (con arrogancia puedo afirmar) que no te gustaría en lo más mínimo escucharme cantar.

Identifica tus talentos para poder comenzar a desarrollarlos como una fortaleza. Ten presente que tú talento debe estar acompañado por tú pasión ya que este último te va a permitir impulsarlo más allá de lo que imaginas…te va a catalizar.

Posiblemente uno de los obstáculos que vas a experimentar en este proceso podrá ser que te sientas tentado a querer corregir esos aspectos que consideras como tus debilidades. Otro obstáculo podrá ser el temor al fracaso y afrontar las características de la auto-corrección mismo que lo puedes definir como el miedo a ti mismo con una ligera dosis de ego. Recuerda que el miedo existe por que tú permites que exista.

Se que me podrás decir: “Las debilidades no se pueden ocultar o eliminar de una sola…” yo solamente te puedo recomendar lo siguiente: Determina estrategias para gestionarlas, unas de ellas pueden ser(2):

  1. Se perseverante en tu proceso de auto-descubrimiento.
  2. Utiliza los talentos innatos para minimizar la debilidad.
  3. Encuentra un complemento que sustituya la debilidad.

El tercer punto es maravilloso ya que en las organizaciones cuando logramos aplicarlo, es cuando su capital humano se traduce como un verdadero diferenciador de la empresa y empieza su proceso de trascendencia.

Por último me gustaría compartirte una reflexión de Calvin Coolidge, Presidente 30º de los Estados Unidos:

Nada en el mundo puede tomar el lugar de la perseverancia. El talento no lo hará; nada es más común que personas con talento sin éxito carentes de pasión. Los genios tampoco, ya que un genio sin recompensa es casi un proverbio. La educación tampoco tomará ese lugar; el mundo está lleno de negligentes educados. Sólo la persistencia y la determinación son omnipotentes(3).

Disfruta mucho del proceso de identificar tus talentos complementados con pasión, sobretodo este viaje de auto-descubrimiento y deja de aceptar el promedio.

(1) Marcus Buckingham & Donald O. Clifton. Now Discover Your Strengths.
(2) Marcus Buckingham. StandOut.
(3) Donald R. McCoy. Calvin Coolidge The Quiet President.


Por: Manuel Santos de Anda
exis.com
“Contadores de Historias”

Una buena historia tiene el poder de cambiar una vida. Ayúdanos a llevar una oleada de bondad a tu ciudad.
Una buena historia tiene el poder de cambiar una vida. Ayúdanos a llevar una oleada de bondad a tu ciudad.
Publicaciones Relacionadas
Arte y CulturaMéxico

¿Qué colores se usan en las oficinas modernas?

DeporteEducaciónHistorias

Daniela Luna, educa para la paz con disciplina de Tang Soo Do en Alturas del Sur

HistoriasSinaloenses por el mundo

Kenia Hernández viste de orgullo a Sinaloa

Arte y CulturaMéxico

Qué valores se debe alentar a los niños a aprender