Buenas noticias: Más de 18,600 recuperados de COVID-19 en Sinaloa #QuédateEnCasa

Medio ambiente

Así se usa correctamente la correa del perro

correa del perro

Ser paciente y motivar durante los paseos será mejor para tu amigo peludo

La rutina diaria es sacar a pasear a tu can después de las 5 de la tarde, sin embargo el mal uso de la correa del perro puede ocasionar problemas de conducta en tu mascota a largo plazo.

Imagínate que de golpe te ponen un elemento extraño en tu cuerpo, evidentemente para un perro cachorro es algo violento ya que no es lo mismo pasear libremente a tener un collar que limita el movimiento.

Lee: ¡Cuídalos! Enfermedades de perros en verano

Antes de todo, debes recordar que llevar al perro sujeto por la calle es obligatorio, no solo por la seguridad de nuestra mascota sino también por la seguridad de los demás ciudadanos. Entonces, ¿cómo lograr que el perro asocie la correa con algo positivo?

Puedes comenzar a utilizar el condicionamiento clásico de Pavlov, que consiste en dos estímulos: el primero es desconocido y el segundo tiene mucho significado para él. Por ejemplo, le ponemos la correa y luego le damos un premio. Entenderá que ponerse la correa es positivo.

correa del perro

En cambio, si el paseo es con tirones, el can sentirá que ponerse la correa es algo negativo y asociará los estímulos negativos con su dueño, por lo que podría reaccionar de manera agresiva. A continuación te dejamos unos consejos para que tu perro disfrute del paseo con correa.

Recomendamos leer

  • Lenguaje corporal perruno: Si el can huye, agacha la cabeza o gruñe, es claro que no le gusta la experiencia.
  • La correa es su amiga: Debes establecer una relación positiva con lo que tenga que ver con la correa y collar. Utiliza un todo agradable, juegos o un snack.
  • El arnés es mejor que la correa: Opta por una correa larga para que se sienta más libre.
  • Evita postura amenazante: Al poner la correa no debes manipularlo, mejor ponte de lado y sé amigable.
  • Háblale lindo: Siempre que le pongas la correa háblale suave y con cariño.
  • Paseando con paciencia: Si durante el paseo se pone nervioso, mantén en buen tono y dale algún premio por su esfuerzo.
  • Can sociable: Si no quieres que otro perro se le acerque, no lo regañes ni des tirones con la correa. Esto lo pondrá nervioso y lo lastimará.
  • Estímulo negativo: Cada que lo regañes por su reacción ante la correa, le crearás una perspectiva negativa.
  • Trabaja sus debilidades: Debes identificar qué no le gusta de los paseos para trabajarlo poco a poco.
  • ‘Perroamigos’: Si tu perro se encuentra con otro can o persona y se incomoda, puedes premiarlo durante el encuentro para que se lleve una buena impresión.
  • No fuerces el paseo: Si a tu perro no le gusta, no lo presiones.

Recuerda tener paciencia. Puedes comenzar con paseos cortos al amanecer o anochecer para que tu perro se vaya acostumbrando.

Con información de la revista Muy Interesante.

Autor

Lic. en Negocios y Comercio Internacional Desarrolladora de Contenidos de TBN
    Publicaciones Relacionadas
    HistoriasMedio ambiente

    Parque Villas del Río es recuperado por vecinos y mejora la convivencia

    EconomíaMedio ambiente

    Continúa supervisión de grandes distribuidores de bolsas de plástico

    HistoriasMedio ambiente

    Parque Alturas del Sur, el punto de encuentro vecinal

    Medio ambienteOpinión

    Los manglares y sus servicios ambientales

    ¡Recibe nuestro boletín semanal!


    Vale la pena leer...
    México recupera 1.5 millones de empleo en julio: INEGI