Buenas noticias: Más de 16,400 recuperados de COVID-19 en Sinaloa #QuédateEnCasa

HistoriasSeguridad

Mujer policía, dura con el agresor y cariño para la víctima

Mujer policía

Francisca López Zazueta es guardián de las familias de Culiacán, coordina la Unidad de Reacción Inmediata para Prevenir la Violencia de Género.

Francisca López Zazueta es la mujer policía, pionera entre los agentes policiales femeninos de Sinaloa, es guardián de las familias de Culiacán. Trae a la cintura una pistola semiautomática glock calibre 9 milímetros, la que dice, ha tenido que disparar para disuadir el conflicto, pero nunca ha matado a nadie, porque su trabajo es preservar la vida.

Ver video

Todos los días se levanta con una nueva oportunidad de servir, ningún día es igual a otro, cada día trae su propia sorpresa, dice.
“Nunca es el mismo escenario, pero por lo regular en la violencia familiar está involucrada el uso de drogas, la ingesta de alcohol, por parte del agresor. Nunca va a ser igual… y es dependiendo de ese tipo de problemática que voy y atiendo como se debe de atender, como se debe de actuar, tanto de lo policial, desde la reactividad, la operatividad, como la parte sensible que tenemos como policías, para canalizar ese tipo de casos”.

Su rutina al levantarse es hacer labores domésticas, y pronto vestirse del uniforme azul de policía, que ha portado por 24 años. Encima se pone su chaleco antibalas, armas, municiones y accesorios, más de 10 kilos de peso para su seguridad personal, y para atender agresiones en conflictos familiares, los que nunca debieran suceder.

“La mujer policía es una persona muy valiente, es una persona digna de reconocerse. Ser mujer policía es trabajar el doble de lo que trabaja un compañero hombre, es demostrar a diario de manera constante que sí se puede, que sí puede sacar adelante un trabajo operativo… ser de los mejores también”, describe su reto.

Mujer policía

Francisca López Zazueta es coordinadora de la Unidad de Reacción Inmediata para Prevenir la Violencia de Género. Cuando hay en Culiacán un conflicto de agresiones contra mujeres o personas vulnerables en la familia, de seguro acudirá la comandante Francisca y su valiente equipo de mujeres policías.

Mujer policía

Creemos te puede interesar leer Jóvenes arman “coperacha” para regalar tortas a policías de Culiacán

Para ella ser mujer policía es, “ser una persona de convicciones y de valores morales… Ser policía también significa darse a la sociedad, no recibir ese reconocimiento, que también a uno lo alienta a seguir adelante. Pero ser policía es una de las mejores profesiones, debe ser profesión, no sólo una forma más de trabajar que da muchas satisfacciones”.

En este cuarto de siglo que lleva como policía, con ese uniforme, Francisca López alcanzó a estudiar una licenciatura, y se ha formado con toda clase de entrenamientos tácticos policiales, para enfrentar toda clase de agresores y victimarios.

Mujer policía

Considera que ser mujer con este trabajo ha sido muy difícil, pero dice que haberse formado en una familia mayormente compuesta de hombres le dio valores muy fuertes para la toma de decisiones, de forma muy independiente. Pero no niega que cuesta trabajo para la mujer salir adelante en este tipo de desempeños.

Su dificultad consiste en enfrentarse cada día a gritos, vejaciones y mujeres lesionadas, llantos y un paquete de grietas en las relaciones familiares.

“Es muy difícil si uno no tiene la preparación psicológica emocional y académica, no se podría enfrentar la problemática desde un punto sin involucrarse. Yo tengo esa preparación, hemos podido salir adelante con todas las familias que tienen esa problemática”, afirma después de haber confrontado cientos de agresores.

Mujer policía

Ella cree en la unidad familiar y la sana convivencia entre parejas, su intervención es para evitar más daños. “Creo que se puede salvar el núcleo familiar. Desde el momento en que yo policía le doy la información a esa familia, a esa víctima de violencia, la canalizo, la oriento y la traslado, incluso, la pongo a disposición de una autoridad o de una institución para que sea finalmente atendida en la situación que se presente”.

Cuando Francisca llega a intervenir en un conflicto siempre tiene 2 escenarios, un agresor que se puede volver contra ella y posiblemente esté armado; y una mujer o miembro de la familia agredido.

Para su actuación también representa 2 papeles. “De tomar en cuenta esos dos papeles que yo represento, la parte operativa, la parte reactiva, como policías, y actuar en contra de un agresor, y proceder a una detención. Y la parte sensible, que es cuando uno interviene ya con la víctima, y se canaliza y se le da la atención como primeros respondientes. Pero la parte sensible es la más importante, cuando yo canalizo una víctima”.

Dura con el agresor y cariño para la víctima.

Mujer policía

Francisca López define su actuación como: “dura con el agresor, como policía dentro de mi protocolo de actuación”, pero con la víctima tiene un protocolo de cariño para defenderla, consolarla y canalizarla.

Mi experiencia más agradable de ser policía y de mi relación con la sociedad o con las mismas víctimas es que me llevo un aprendizaje, yo aprendo mucho también de las situaciones, de la forma de ser de las personas, de su situación y de sus mismas emociones. Es aprendizaje que me dejan para seguir atendiendo a las personas. El aprendizaje de valor que también las víctimas demuestran al momento de atenderlas”, afirma con sentimiento.

Tampoco niega que muchas veces ha llorado ante los cuadros de miseria humana, y por llegar cuando la víctima está entregando su último halo de vida. “Sí, si he llorado, quizás no de manera abierta, pero sí he llorado de impotencia quizás. De ver que no puedo salvar a una persona, pero necesito acompañarla a que se vaya, necesito acompañar a las personas que están con ellos… Sí he llorado”.

En 24 años de servicio le sobra experiencia y todavía le brilla voluntad.

Mujer policía

“Me motiva mucho a mí servir a las familias de Culiacán, sobre todo en el municipio donde yo desempeño mi labor, porque sé que juntas vamos a poder sacar adelante la problemática que puedan tener dentro de la misma familia. Y como institución tenemos la responsabilidad de apoyarlas y llevarlas de la mano hasta que resuelvan ese conflicto”.

Francisca López Zazueta es guardián de las familias de Culiacán. Su trabajo es una inspiración de servicio. Salvando mujeres te enseña el orgullo de Ser Policía.

Video e imagen: Christian López

Mujer Policía

Recomendamos leer

Autor

Licenciado en Ciencias de la Comunicación. Coordinador de Redacción. Premio nacional: “Reconocimiento a la Conservación de la Naturaleza 2012”
    Publicaciones Relacionadas
    MovilidadPolíticaSeguridad

    Cómo salir de la pobreza: ve tus Instituciones

    Seguridad

    Listos operativos de seguridad para Halloween y Día de Muertos en Culiacán

    Seguridad

    52% de los culiacanenses confía en la Policía Municipal

    Seguridad

    Así bajan los delitos en Sinaloa durante septiembre

    ¡Recibe nuestro boletín semanal!


    Vale la pena leer...
    Reinserta reconstruye tejido social en prisiones de México