No cambié, sólo aprendí

no cambié, sólo aprendí

La frase no cambié, sólo aprendí hace referencia a la mentalidad que vas adquiriendo con el paso de los años

Las personas no cambian, en realidad nunca fueron como creías, porque hemos vivido con la máscara de la fascinación o de un amor ciego, y tarde o temprano aparece la primera decepción.

Es decir, la mentalidad de una persona de 8 años a una de 40 es diferente pero el hecho de que con el paso de los años pienses diferente no quiere decir que hayas dejado de ser tú mismo, sólo aprendiste.

Una película muy interesante que puede ayudarnos a entender esta frase es “Mi encuentro conmigo”, de Bruce Willis.

Russ Duritz (Bruce Willis) es un exitoso asesor de imagen que está por entrar en los 40 años y, aunque lo tiene todo en el aspecto económico, su vida está hecha pedazos y con un enorme vacío que le impide relacionarse adecuadamente con quienes le rodean. Russ es grosero, prepotente y con un sentido del humor que utiliza solamente para dañar a los demás, sin mencionar que la relación que tiene con su padre es prácticamente inexistente.

Un día encuentra en el interior de su casa a un pequeño niño de 8 años de nombre Rusty (Spencer Breslin). Poco a poco Russ va descubriendo que el pequeño es en realidad él mismo cuando tenía esa edad, lo que origina varios episodios de ansiedad en su yo adulto. Rusty es un niño feliz a pesar de su gordura y de ser considerado como un perdedor, imagen que Russ detestó desde siempre y que lo llevó a convertirse en el antipático ser que es en la actualidad, incapaz de establecer una relación seria con Amy (Emily Mortimer), la única persona a la que en realidad ha amado.

Este filme nos muestra como algunas modificaciones de nuestra personalidad nos ayudan lograr las metas que se encuentran en el camino, garantizando su logro.es cuando podemos afirmar: “no cambié, sólo aprendí”.

Las personas sufrimos cambios en la personalidad durante toda nuestra vida, valorando en la juventud y la vejez, he ahí que es en los 30´s y 70´s que experimentamos esa sensación de cambio de personalidad.

Algunos factores de nuestra personalidad son:

  • Apertura de nuevas experiencias
  • Responsabilidad
  • Extroversión
  • Amabilidad
  • Inestabilidad emocional

Podemos concluir por tanto que la herencia y el entorno son factores primordiales que influyen en nuestra personalidad. Porque hay defectos que se pueden cambiar y otros con los que debes aprender a vivir.

Recuerda: “No cambié, sólo aprendí y aprender no es cambiar, es crecer”.
Hasta la próxima.

Sobre el autor Ver publicaciones

Dra. Karla Lozano

Consultora y coach de vida

Deja tu comentario

Su correo no sera publicado. Los campos obligatorios están marcados