¡Conoce a los sinaloenses que la están rompiendo en el mundo!

MovilidadOpinión

Se ocupan 8 cajones de estacionamiento por auto

estacionamiento

Uno en la casa, otro en la oficina, en el super, comercio, escuela, calle, etc.
El comprar cada carro, implica que se gaste también en 8 cajones de estacionamiento.
Un cajón mide 3 m x 6 m = 18 m2
A un promedio de $2,000/m2
2,000 x 18 x 8 = $288,000 se gastan por cada auto.
Además, las calles y carreteras que necesitará, quizás otra cifra igual.
En total, cada auto implica gastar más de medio millón de pesos.
Adicional al costo del auto y su mantenimiento.

Para los urbanistas, las reglas de estacionamiento establecidas hace décadas se han convertido en un polémico desafío.
El estacionamiento ocupa aproximadamente un tercio de la superficie terrestre en las ciudades.

En 2017, Buffalo, Nueva York, se convirtió en la primera ciudad de EU en dejar de exigir que los proyectos urbanos incluyan al menos una cantidad mínima de estacionamiento.
Le siguieron otras ciudades en todo el mundo.
Muchas ciudades ahora están considerando reformas y un proyecto de ley pendiente que eliminaría los mínimos para los nuevos edificios.

El transporte público es ahora una prioridad.
Se están rehabilitando inmuebles inactivos, estructuras históricas infrautilizadas y antiguos edificios industriales, y se están desarrollando parcelas vacías en barrios fragmentados.

Lee: Señales de tránsito en México que todo conductor debe conocer

LA MAYORÍA DE LOS CÓDIGOS DE CONSTRUCCIÓN PRIORIZAN LOS COCHES

estacionamiento

Con el rápido desarrollo posterior a la Segunda Guerra Mundial y una explosión en la propiedad de automóviles, las ciudades y pueblos introdujeron requisitos mínimos de estacionamiento durante la década de 1950.
Estas ordenanzas de zonificación requerían que los nuevos edificios incluyeran estacionamientos.
Los mandatos siguen siendo casi universales, lo que aumenta los precios de las propiedades inmobiliarias, lleva más automóviles a las ciudades, aumenta la contaminación del aire y las emisiones de carbono, y reduce el uso del transporte público.

Los estándares de estacionamiento se crearon arbitrariamente, sin datos adecuados.
Las leyes de zonificación generalmente requieren un espacio de estacionamiento por apartamento, uno por cada 30 m2 de desarrollo comercial y uno por cada 10 m2 para los restaurantes.
Un espacio de estacionamiento mide 18 m2 en promedio, más un área adicional para entradas y carriles de conducción. Por lo que el estacionamiento de un restaurante puede ser 3 veces el tamaño de su área de comedor.

Muchas personas han comenzado a cuestionar la cantidad de valioso terreno urbano que se usa actualmente para almacenar automóviles.
Los planificadores, desarrolladores, urbanistas y organizaciones sin fines de lucro ahora ofrecen estrategias impulsadas por el mercado para realinear la oferta y la demanda de estacionamiento.

Dar prioridad a los automóviles limita el espacio para viviendas, negocios, parques y otros usos de la tierra que benefician a los ciudadanos y contribuyen a las bases impositivas locales.
También aumenta los costos de construcción, que luego se transfieren a los inquilinos y compradores. Cada espacio de estacionamiento cuesta a los desarrolladores hasta 1 millón de pesos, un precio que ha echado a pique muchos proyectos.

El resultado: casi la mitad de los centros urbanos se convirtieron en estacionamientos.

El automóvil sigue siendo el rey en los planes de desarrollo para edificios de oficinas y casas, lo que dificulta la reforma en una región caracterizada por la expansión suburbana y los hábitos de viaje basados en la propiedad de automóviles.

Lee: Usar las direccionales del carro es gratis, ¿lo haces?

OPTIMIZANDO EL USO DE LA TIERRA

La pandemia de COVID-19 ha ralentizado los proyectos de desarrollo en todo el mundo.
Aunque el uso de automóviles personales dominó el transporte de la era COVID-19 para muchos, ahora hay un amplio apoyo para volver a un enfoque pre pandémico para hacer que los lugares urbanos sean más densos, con un enfoque en vecindarios transitables.
Los Millennials y la Generación Z conducen menos que las generaciones anteriores.
Un número creciente de personas que trabajan desde casa y compran en línea están remodelando los viajes y los desplazamientos urbanos tradicionales.

Sin requisitos mínimos, el estacionamiento fuera de la vía pública, costoso y que consume mucho terreno, se convierte en una opción en lugar de un mandato, pagado por quienes lo utilizan.
Repensar la planificación urbana centrada en el automóvil permite más espacios verdes, desarrollo orientado al tránsito y una vida activa.

REPENSANDO LOS PAISAJES URBANOS

La zonificación es solo una pieza de un rompecabezas de diseño urbano más grande que también debe tener en cuenta la ubicación, la demanda de estacionamiento del mercado y las prioridades de uso del suelo.
Un buen transporte público también es clave para eliminar la capacidad de estacionamiento.

Mientras tanto, la reforma del estacionamiento está ganando impulso.

En el futuro, las ciudades podrían verse bastante diferentes, diseñadas para los ciudadanos en lugar de para los automóviles estacionados.

Con información de: Fastcompany

Publicaciones Relacionadas
Medio ambienteOpinión

La limpieza de la “Isla Venados”

Historias ResilientesOpinión

No somos perfectas, sólo somos madres, con otras vidas y otras sonrisas

Opinión

Ganar Perdiendo

CuliacánMovilidad

Circula seguro y evita hechos de tránsito que lamentar

Vale la pena leer...
Pide Etnia Triqui de Villa Juárez acercamiento con Gobernador electo y diputados