Virginia no sale de casa… necesita ayuda en Villa Juárez

necesita ayuda en Villa Juárez

Que nadie se sienta abandonada en su propia casa, es tiempo de educarlos y ayudarles a valerse por sí mismos

Virginia Celestino Sánchez no sale de casa… tiene 25 años de edad, y no puede valerse por sí misma, necesita ayuda en Villa Juárez. Su cuerpo ha resentido una contracción que la mantiene encorvada hacia atrás, sin poder sentarse ni pararse. Unos impulsos involuntarios le agitan los brazos con fuerza todo el día. Para controlarlos se amarra un contrapeso.

Para Virginia día y noche es casi lo mismo. Su vida es pasar acostada retorciéndose en una colchoneta, a veces en el patio de su casa y otras en su pequeño cuarto de lámina galvanizada. Ahí espera a sus padres, ya mayores, que salen a trabajar al campo como jornaleros para darle de comer.

necesita ayuda en Villa Juárez

Su vida era normal, de repente empezó a perder la movilidad por una enfermedad que nadie le ha explicado y que nadie le ha tratado correctamente. Virginia se entusiasma sabiendo que hay personas afuera que quisieran platicar con ella. Evidentemente necesita ayuda clínica, económica y social.

Por personas como Virginia es que Fundación Vargas ha decidido intervenir en Villa Juárez en asociación con Fundación Cárdenas y el programa Rescatemos de Corazón Villa Juárez, uniendo esfuerzos para ayudar al desarrollo, rehabilitación, e inclusión familiar de niños y jóvenes con discapacidad.

Analú del Valle Prieto, Directora de la Fundación Ramón Vargas, visitó Villa Juárez para conocer su problemática. Comentó que eventualmente mucha gente se siente abandonada o está abandonada en sus mismas casas, por no entender lo que pasa con su discapacidad.


Conoce más sobre el tema

 


 

Explicó que desde hace casi 20 años trabajan en distintos estados de México, incluyendo Sinaloa con el proyecto PROJIMO, en el municipio de San Ignacio, y hoy trabajarán también en Villa Juárez Navolato, aplicando programas que ayuden a que las personas con algún impedimento puedan tener una vida plena siendo parte de la comunidad.

Analú dice que Fundación Ramón Vargas no opera programas, sino que hace alianzas con otras organizaciones para hacer una comunidad más incluyente, donde haya lugar para todos. Afirma que quieren aportar un cambio en la manera de ver la discapacidad, no como una tragedia, no como algo que hay que esconderse, sino como una oportunidad de ver la vida diferente”, puntualizó.

Rigoberto Delgado Zavala, es facilitador del Programa Redes de Apoyo, de la Fundación Ramón Vargas, es psicólogo de profesión y tiene una discapacidad que le impide caminar, afirma que analizan el censo de personas con discapacidad en Villa Juárez para conocer dónde hay mayor necesidad.

Precisó que la labor de ayuda de estos organismos consiste en formar una red de apoyo de padres con hijos con discapacidad en Villa Juárez para ser atendidos a través del CAM 51, con la primaria de turno vespertino Heraclio Bernal, que tiene niños con alguna discapacidad incluidos, y la primaria Hermanos Flores Magón de Las Amapas.

Rosalina Valenzuela tiene 20 años ayudando a personas con discapacidad

Quieren que los niños estudien, y “que la persona con discapacidad no sea vista como un mueble más en su casa, sin futuro ni vida que desarrollar”, puntualizó.

Lilia Carolina López Ceniceros, responsable el Programa Rescatemos de Corazón Villa Juárez comentó que esta alianza con la Fundación Ramón Vargas es una esperanza para las personas más vulnerables.

Comentó que en Villa Juárez es muy elevado el número de personas que padece falta de integración, y requieren orientar también a los padres o familiares, hijos o hermanos, para que entiendan como apoyar a la persona con discapacidad a salir y participar en la vida social, cómo ganarse la vida o ir a la escuela.

En la colonia Diana Laura Riojas, Virginia es uno de muchos habitantes de Villa Juárez que añora poder salir de su casa y relacionarse con los demás. Ahora ya hay quién les enseñe y quién los ayude a ver la vida diferente.

Si hay personas que pueden sacar a pasear una mascota, mayor honra deberá tener sacar a pasear a una persona con discapacidad y mostrarle un mundo humanizado.

Sobre el autor Ver publicaciones

Juan Francisco Sotomayor

Licenciado en Ciencias de la Comunicación.
Coordinador de Redacción.
Premio nacional: “Reconocimiento a la Conservación de la Naturaleza 2012”